Mujeres de Atacama se capacitaron de forma gratuita en cuidados de personas mayores y dependientes

Beneficiarias recibieron también un completo kit de implementos para cumplir con sus labores de atención

El Servicio Nacional de Capacitación y Empleo (Sence) concretó esta semana la entrega de 60 certificados de participación a beneficiarios del programa Becas Laborales 2022, en su mayoría mujeres, de las cuales 38 diplomas corresponden a la comuna de Caldera, para los cursos de “Alfabetización Digital” y “Asistente de Cuidado a Personas en Situación de dependencia”, mientras que en Copiapó se dio término al curso “Servicios de Cuidados Básicos Integrales para Personas Mayores”, del cual participaron 22 personas.  El objetivo del programa es capacitar oficios con enfoque en el desarrollo de competencias laborales, facilitando el acceso a un trabajo a quienes se encuentran cesantes o en el proceso de búsqueda laboral.

La Seremi del Trabajo y Previsión Social, Gladys Paola Cortés, felicitó a las egresadas, por el tiempo y esfuerzo que destinaron a completar la capacitación. “Sabemos que cuidar de una persona dependiente es una labor profundamente humana, que involucra muchas veces postergarse y comprometerse emocionalmente con quien cuidan. Nuestro gobierno tiene un fuerte sello feminista y en esa línea nos alegra hoy poder empoderar a mujeres en un oficio que por mucho tiempo ha sido invisibilizado”, señaló.

Por su parte, Brunilda González, alcaldesa de la comuna de Caldera, instó a las autoridades a reforzar los programas de cuidados, aumentando los aportes y la coordinación intersectorial para dar oportunidades laborales a quienes egresan de este tipo de capacitaciones.  “Hacen falta más cuidadores y cuidadoras. De repente hay personas que necesitan un momento de respiro, que cuidan a una persona con problemas de salud mental y requieren de colaboración, porque el cuidador también se enferma. El gobierno de nuestro presidente Gabriel Boric ha propuesto un aporte a las cuidadoras. Hay un desafío mayor, necesitamos hacer una coordinación con Salud, los municipios y la OMIL”, agregó.

Con una inversión que, para estos cursos específicos, bordeó los 30 millones de pesos, los programas de Becas Laborales fueron focalizados a hombres y mujeres que se encuentran dentro del 80% más vulnerable en el RSH. El curso de alfabetización digital se orientó a adultos mayores, acceso a plataformas en línea y herramientas, como también al uso cotidiano de redes sociales. Por su parte, los cursos de cuidados se enfocaron en la atención de acuerdo a las necesidades de la persona, las indicaciones del profesional de la salud que guio la formación y los aspectos normativos vigentes.

Irene Alfaro, quien cursó el programa de cuidados, agradeció la oportunidad de capacitarse y afirmó sentirse mucho más preparada. “Cuidar a un familiar o a otra persona, es con empatía, con cariño y con paciencia y si esto nos sirve para obtener un trabajo, mucho mejor. Mi madre muy emocionada dice que ahora tiene “su propia enfermera”, ella cuidó de muchos y ahora yo la cuido a ella. Se que cuando ella ya no esté, podré servir o trabajar voluntariamente con los conocimientos necesarios; gracias infinitas, nos vamos con el corazón llenito, gracias por creer en este grupo de mujeres”, dijo. La Seremi del Trabajo especificó que quienes finalizaron el curso pudieron recibir también un completo kit de implementos que “se adapta a las necesidades de quienes cuidan o van a cuidar: termómetro, oxímetro, guantes, etc”. Agregando que el servicio cuenta con una completa oferta programática, a la que se puede acceder por medio del sitio web www.sence.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *